Discurso del presidente de Ucrania con motivo del Día de la Victoria sobre el nazismo en la Segunda Guerra Mundial

Discurso del presidente de Ucrania con motivo del Día de la Victoria sobre el nazismo en la Segunda Guerra Mundial

Ukrinform
¡Queridos compatriotas!

Hoy 9 de mayo, Ucrania celebra el Día de la Victoria sobre el nazismo. Para entender y comprender el significado de esta victoria, basta con dar un paseo por Kyiv el domingo. Familias con niños caminan por el terraplén, los recién casados se hacen fotos cerca de Kyi, Shchek, Joryv y Lybid, un abuelo le enseña a su nieta a montar en bicicleta en un parque, la gente disfruta de los postres en la terraza del café y un violinista callejero toca brillantemente "Melodía" de Myroslav Skoryk cerca de ellos. 

Todo esto está teniendo lugar bajo las banderas azules y amarillas, en la Ucrania independiente. Y en ella, el mayo de 2021 se ve significativamente diferente al mayo de 1943, cuando la ciudad de Kyiv fue ocupada por los nazis. Todo lo que dije fue imposible allí. Detrás de mí están los rostros de las personas que la hicieron posible. Por supuesto, hay muchos más. Casi todas las familias ucranianas tienen una foto así en el álbum familiar. Donde están representados un padre, abuelo o bisabuelo.  

Donde está representada una madre, abuela o bisabuela. No existe tal museo en el mundo donde haya suficiente espacio para todas las fotos de los ucranianos que lucharon y derrotaron al nazismo en la Coalición anti-Hitler. Se trata de al menos siete millones de ucranianos, sin los cuales la victoria sería imposible. 

¿Qué es la victoria sobre el nazismo para nosotros? Es una gratitud. La que no tiene límites, plazos de prescripción ni división geográfica. Es un agradecimiento a nuestros antepasados por expulsar a los nazis de Járkiv y Donetsk en 1943. Por expulsar a los nazis de Odesa y Crimea en 1944. Por expulsar a los invasores de Kyiv y Lviv, Rivne y Poltava, Ternopil y Kryvyi Rig. Es un agradecimiento de las regiones de Lugansk y Zakarpatia, Volinia y Podillia, Jersón e Ivano-Frankivsk. Es una gratitud desde todos los rincones de Ucrania por expulsar a los nazis de todos los rincones de Ucrania.  

¿Qué es la victoria sobre el nazismo para nosotros? Esta es la memoria. Sobre su horrible precio. Sobre el hecho de que más de ocho millones de ucranianos murieron en la Segunda Guerra Mundial. Que uno de cada cinco ucranianos no regresó a casa. En total, la guerra se cobró al menos 50 millones de vidas. Debido a estas horribles cifras, la palabra "victoria" debe ser percibida sin euforia ni embriaguez del éxito. El deseo de repetir la victoria puede estar relacionado con el campeonato de hockey o fútbol, y no con la guerra y las muertes de cada uno de los 2.194 días de la Segunda Guerra Mundial.  

La modestia glorifica aún más a los ganadores. Todos los que tuvieron la suerte de hablar con los veteranos de la Segunda Guerra Mundial saben cómo siempre hablaban de la guerra. Con modestia, sin tensión, jactancia, vanidad, patetismo y sin una pizca de romanticismo. Porque el romance en la guerra ocurre solo en las películas. En la vida real, en los montones de cadáveres, extremidades arrancadas, en campos de concentración, bombardeos, bloqueos, trenes con ostarbeiters y cámaras de gas, no hay romance. Lo vieron, lo aguantaron, lo superaron, y todos los años el 9 de mayo hicieron un brindis invariable: "Que nunca más haya guerra".  

Para nosotros, la victoria sobre el nazismo es un tesoro ganado a través del sufrimiento, y no el otro motivo para ir a hacer barbacoas. No se trata de pegatinas en los coches, sino de flores en las tumbas de los antepasados. Esto no es un carnaval, ni una fiesta de disfraces, y tampoco una sesión de fotos de políticos vestidos con el uniforme militar con el que no tenían nada que ver, con una ametralladora sin saber sostenerla. 

¿Qué es la victoria sobre el nazismo para nosotros? Esta es la participación en una gran causa para la humanidad. Después de todo, esta guerra no se trataba de qué ejército ganaría. Ni sobre cuya filosofía ganaría. Es importante no sólo que hayamos ganado, sino también que el nazismo haya perdido. Ha perdido para siempre. Con prescripción: desaparecer de este mundo junto a la xenofobia, el racismo y la desigualdad.  

La victoria sobre el nazismo para nosotros es orgullo para los ucranianos, orgullo para nuestros antepasados que fueron parte integral de ella.  

Una victoria común, donde todos los países y pueblos que lucharon contra el nazismo fueron importantes, sin el prefijo "más" o "menos". No permitiremos que nadie minimice la contribución a la victoria de los ucranianos que no sólo defendieron su tierra, sino también, como parte del Ejército soviético y las fuerzas aliadas de la Coalición anti-Hitler junto con decenas de otras naciones, no permitieron que los nazis gobernaran en Viena, París, Praga, Varsovia, Madrid, Budapest, Ámsterdam, Bruselas, Roma, Berlín y muchas otras ciudades del mundo.  

No olvidaremos y nunca nos cansaremos de recordar la historia y recordar a los demás cada año que el 30 de abril de 1945, el ucraniano, Oleksiy Berest, colocó la Bandera de la Victoria sobre el Reichstag. Que Michael Strank, procedente de la familia ucraniana lemko, alzó la Bandera de Estados Unidos en Iwo Jima. Que el 2 de septiembre de 1945 se firmó el Instrumento de rendición incondicional de Japón a bordo del USS Missouri por un ucraniano, el teniente general, Kuzma Derevyanko.  

Que el mejor piloto de la Segunda Guerra Mundial es Iván Kozhedub, ucraniano que derribó más de 60 aviones enemigos. Que la francotiradora, Liudmyla Pavlychenko, mató a 309 soldados y oficiales nazis. Que la tripulación ucraniana del tanque ucraniano fue la primera en romper la puerta del campo de concentración de Auschwitz.  

Que el espía ucraniano, Yevguén Bereznyak, el prototipo del famoso héroe cinematográfico Major Whirlwind, se llama el salvador de la polaca Cracovia. No olvidemos cientos de miles de nombres de ucranianos que están inscritos en la historia de la Segunda Guerra Mundial y la victoria sobre el nazismo. 

Todo esto hoy aumenta el dolor y la tristeza, si imaginamos la reacción de estas personas ante el hecho de que sus descendientes, los ucranianos modernos, vuelvan a aprender años después lo que es la guerra. Nuestro deber era preservar la memoria de la Segunda Guerra Mundial. Por eso, de generación en generación, los padres les contaron a sus hijos sobre la guerra. Pero todo cambió y, desde 2014, los hijos les han estado contando a sus padres sobre la guerra. Y no los abuelos pueden contarles a los nietos, pero los nietos pueden contarles a los abuelos cosas como los bombardeos o el cautiverio. En la historia de la ciudad de Mariupol, junto a la fecha del 10 de septiembre de 1944, apareció la fecha del 13 de junio de 2014. Esta ciudad, junto con muchas otras ciudades ucranianas del este, 76 años después de la Segunda Guerra Mundial, celebrará dos fechas de liberación.  

Todo esto es doloroso e injusto en relación con todo lo que pasaron nuestros antepasados defendiendo la tierra ucraniana. Pero sus hazañas y heroísmo dan fuerza a la nueva generación de soldados ucranianos, nuestros defensores.  

Dan esperanza de que seguramente llegará el día en que será posible caminar el domingo en Donetsk, Lugansk o Yalta y ver cómo las familias con niños caminan por el terraplén, se hacen fotos los recién casados, un abuelo le enseña a su nieta a montar en bicicleta en un parque y un violinista callejero interpreta "Melodía" de Myroslav Skoryk. Y todo esto está teniendo lugar bajo la bandera azul y amarilla en la Ucrania independiente.  

Con fe en este día, con esperanza de paz, agradecemos y rendimos homenaje a los ucranianos que defendieron y liberaron nuestra tierra de los nazis en la Segunda Guerra Mundial.   

¡Feliz 9 de mayo! ¡Feliz Día de la victoria sobre el nazismo! 

Original del discurso está disponible en el sitio web del jefe del Estado ucraniano.

AV


Let’s get started read our news at facebook messenger > > > Click here for subscribe

Al citar y utilizar cualquier material en Internet, es obligatoria la colocación de un hiperenlace directo, abierto a los buscadores de Internet, al artículo citado, que esté no más abajo del primer párrafo del texto de ukrinform.es. Además, es posible citar los materiales traducidos de los medios de comunicación extranjeros siempre que haya enlace al sitio web ukrinform.es y al sitio web del medio extranjero. Citar y utilizar los materiales en medios de comunicación fuera de línea, aplicaciones móviles, televisión inteligente, es posible solo con el consentimiento expreso por escrito de Ukrinform. Las noticias y publicaciones marcadas como "Publicidad" y "PR", así como los artículos de la sección “Comunicados” se publican como anuncios. La responsabilidad de su contenido corre a cargo del anunciante.

© 2015-2021 Ukrinform. Todos los derechos reservados.

Diseño de la página — Estudio «Laconica»

búsqueda avanzadaocultar la búsqueda avanzada
por el período:
-