Vector español de Ucrania: 25 años de amistad

Vector español de Ucrania: 25 años de amistad

2097
Ukrinform
"Vemos con el máximo de simpatía el regreso de Ucrania a Europa", se decía en una declaración del Ministerio de Asuntos Exteriores de España en 1992.

El 30 de enero de 1992 el ministro de Asuntos Exteriores de Ucrania, Anatoly Zlenko, firmó con su homólogo español, Francisco Fernández Ordóñez, un comunicado conjunto sobre el establecimiento de relaciones diplomáticas entre Ucrania y el Reino de España. A algunos momentos de estas relaciones se dedica la presente publicación.

Ucrania no era una desconocida para los españoles antes de 1991. Sin embargo, fuimos aceptados políticamente como un país individual solo después del referéndum ucraniano del 1 de diciembre.

El diario "ABC" del 3 de diciembre de 1991 presenta una foto del presidente electo de Ucrania, Leonid Kravchuk, y anuncia que "EE UU se felicita por la independencia de Ucrania, y Polonia, Canadá y Suecia la reconocen como soberana".

A principios de enero de 1992, el primer ministro español, socialista Felipe González (1982-1996), interviniendo ante los diplomáticos de su país, declaró que "Rusia, Ucrania y Rumania en Europa Oriental son la prioridad española". El establecimiento formal de relaciones diplomáticas fue sólo una cuestión de acordar los horarios de trabajo de los ministros de ambos países y se celebró el 30 de enero de ese año en Praga.

El periódico "El País", del 11 de enero de 1992, colocó en el título las palabras del presidente del gobierno

Esta dicha "prioridad" de España se refería, en particular, al enfoque hacia la apertura de embajadas – teniendo presente un panorama de dos decenas de nuevos países.

Pocos días después del establecimiento de las relaciones diplomáticas a Kyiv llegaron los funcionarios del Ministerio de Asuntos Exteriores de España para preparar la embajada a la apertura. Así, en agosto de 1992 en la capital ucraniana comenzó a funcionar la primera, abierta en el territorio de las antiguas repúblicas soviéticas, representación diplomática permanente de España (a la izquierda en la foto).

La Embajada de Ucrania en España se abrió en junio de 1995. Al principio se situó en la oficina en el centro de Madrid (encabezada por Oleksandr Gnedykh) y, más tarde, durante el mandato del primer embajador designado - Oleksandr Taranenko, se compró una casa para la embajada y la sección consular (a la derecha en la foto). Por lo tanto, la presencia diplomática de Ucrania en España se amplió con la apertura del Consulado General de Ucrania en Barcelona y el Consulado de Ucrania en Málaga, pero aquí no vamos a entrar en detalles.

Yevguén Konoplyanka, desde la ventana del Consulado de Ucrania en Málaga

Particularmente emblemáticas para recordar hoy día son las palabras del ministro español Fernández Ordóñez, pronunciadas durante su visita a Kyiv en abril de 1992: "España considera a su país clave para la estabilidad de Europa y que con él "queremos mantener relaciones de primer nivel". Vemos con el máximo de simpatía el regreso de Ucrania a Europa... que tiene pleno derecho a seguir su propio camino: "Quiero asegurarle la cooperación, la solidaridad y el apoyo de España en esta tarea tan difícil como exaltante de recuperación de la identidad ucrania".

Aquellos días fue aprobada una línea de crédito de 250 millones de dólares para la adquisición de bienes españoles.

Desde 1994, la Academia Diplomática del Ministerio de Asuntos Exteriores de España acogió a media docena de diplomáticos ucranianos. Tres de ellos - Viacheslav Baranov, Oleg Vlasenko y Oleksandr Khrypunov – con el tiempo fueron nombrados para cargos de representación de Ucrania en España.

Oleg Vlasenko – encargado de negocios de Ucrania en España en el 2004-2006 y el actual Cónsul en Málaga - en 1996 recibió de manos de los reyes Juan Carlos y Sofía el diploma de graduación de la Academia Diplomática de España.

La invitación real para llegar a Madrid en una visita oficial la recibió en 1992 Leonid Kravchuk. Pero el primer y único presidente de Ucrania en visitar España fue Leonid Kuchma. Dicha visita tuvo lugar en noviembre de 1996.

Durante la visita de Estado fueron firmados cinco documentos bilaterales importantes. En el plano político cabe destacar el Tratado de Amistad y Cooperación entre Ucrania y España (la implementación del cual podemos examinar y plantear cuestiones). Para los ciudadanos de ambos países sigue siendo importante el Convenio de Seguridad Social (sin embargo, en la actualidad se espera la firma de un nuevo documento en esta materia).

A continuación, los jefes de ambos Estados libremente intercambiaron condecoraciones estatales. Según se ve en la foto, el presidente Kuchma concedió al rey Juan Carlos de Borbón el Orden de Yaroslav el Sabio en I grado. Con la misma condecoración (en aquel entonces – la más alta del Estado de Ucrania para los ucranianos y los extranjeros) fue galardonada la reina Sofía de Grecia.

De la parte española, el gobierno del país decidió y el rey de España le concedió a Leonid Kuchma la Orden del Mérito Civil en el más alto grado y a Liudmyla Kuchma – el grado de la Banda de Dama de la misma Orden. Y aún más, con la Gran Cruz de la Orden de Mérito Civil fue galardonado el ministro de Asuntos Exteriores, Gennadiy Udovenko, y... el entonces jefe de la administración presidencial de Ucrania, Dmytro Tabachnyk. 

Desde Madrid se iniciaba la integración atlántica de Ucrania.

En 1997, el presidente Kuchma firmó la Carta de Asociación Distintiva entre Ucrania y la OTAN, sentado entre los españoles - José María Aznar, el primer ministro conservador de España (1996-2004), y Javier Solana, el secretario general de la OTAN.

Desde 2005, el Cónsul Honorario de Ucrania en Valencia - el único para España - con el consentimiento fue nombrado el prominente abogado español, Luis Miguel Romero Villafranca. En la foto - con el presidente, Viktor Yushchenko. Cabe señalar que, con motivo del 25 aniversario de la Independencia de Ucrania, nuestra embajada nominó a Romero Villafranca para el premio estatal (aunque no se le otorgó).

En 2007, el entonces ministro de Asuntos Exteriores de Ucrania, Arseniy Yatseniuk, visitando España, agradeció por la aprobación por parte de la cámara baja del parlamento español de la Resolución de Conmemoración de las Víctimas del Holodomor. Los acontecimientos de 1932-1933 en Ucrania son reconocidos como genocidio a nivel de las comunidades autónomas del País Vasco, Cataluña y las Islas Baleares, así como algunos municipios, a lo que aplicó sus esfuerzos el entonces Cónsul General de Ucrania en Barcelona, Yuriy Klymenko, junto con las asociaciones ucranianas.

En los anales de las relaciones diplomáticas de los dos países el hecho de otorgar la condecoración estatal al político ucraniano ocurrió en 2010, bajo la presidencia del socialista, José Luis Rodríguez Zapatero (2004-2011). En marzo de ese año, el embajador español concedió a Petro Poroshenko la Gran Cruz de Orden del Mérito Civil – en señal de reconocimiento de sus notables esfuerzos en el desarrollo de las relaciones entre Ucrania y España.

Como ministro de Asuntos Exteriores de Ucrania, Petro Poroshenko visitó España en enero de 2010. Sin embargo, la primera visita oficial de Petro Poroshenko a Madrid y la reunión con los reyes habían tenido lugar en 2005, cuando el garante actual era el secretario del Consejo de Seguridad Nacional y Defensa de Ucrania.

Poco después de la visita del ministro Poroshenko, el marco legal ucraniano-español se complementó con el Acuerdo sobre reconocimiento recíproco y el canje de los permisos de conducción nacionales, cabildeado por la Federación de Asociaciones Ucranianas de España. A modo de comparación, los rusos en España siguen esperando esta posibilidad hasta ahora...

Durante estos años visitaban Ucrania los jefes del parlamento, varios ministros y altos funcionarios españoles. A pesar de no haberse realizado ninguna visita oficial de los jefes de Estado o de Gobierno a Ucrania, el príncipe Felipe y la princesa Letizia (a partir de 2014 – los reyes) encabezaron en Kyiv el "grupo de apoyo" de la selección nacional de fútbol de España en la final de la Eurocopa 2012, y junto con ellos - y el primer ministro conservador, Mariano Rajoy (desde 2011, actualmente en el cargo).

El 13 de marzo de 2014 los parlamentarios españoles expresaron simbólicamente el apoyo a nuestro Estado, sobre lo que escribían ediciones españolas. Aquel día el embajador de Ucrania, Serhii Pohoreltsev, asistió a la cámara baja del parlamento en España. Durante el anuncio de la presencia del embajador de Ucrania en el palco de invitados los diputados respondieron con prolongados aplausos. Unos días antes la entrevista de Pohoreltsev sobre la captura de Crimea rellenó el tiempo de la transmisión nocturna de canal nacional español.

A petición de la Embajada de Ucrania en septiembre de 2014, España transportó por vuelo militar especial a Kyiv dos toneladas de ayuda - 300 cascos y 500 chalecos - para las Fuerzas Armadas de Ucrania.

La visita del titular del Ministerio de Exteriores español, José Manuel García-Margallo, a Kyiv en febrero de 2015, la prensa española la llamó "un viaje que demuestra que España apoya a Ucrania". En el marco de la visita, el ministro español también participó en el foro de negocios ucraniano-español.

Los ministros José Manuel García-Margallo y Pavlo Klimkin

Otros detalles de las relaciones bilaterales se describen, en particular, en el sitio web de la Embajada de Ucrania en España.

El pasado aniversario del establecimiento de las relaciones diplomáticas se convirtió en una oportunidad para la evaluación de desarrollo y perspectivas de asociación: para el 15 aniversario - fueron elaboradas las conclusiones y las recomendaciones del grupo de trabajo "Ucrania-España" en Barcelona; para el 20  - por el Centro Razumkóv y el Instituto Español de Cuestiones Internacionales y Política Exterior se publicó la obra "Diálogo estratégico ucraniano-español".

Además del diálogo político fluido, según se indica en la nota oficial informativa del Ministerio de Asuntos Exteriores de España sobre Ucrania, "cabe resaltar el aspecto humanitario de la relación que viene fortalecido con los programas de asociaciones españolas para acoger a niños ucranianos en familias españolas durante el periodo de vacaciones escolares y la presencia de una importante colonia de ciudadanos ucranianos en España, que ha contribuido al desarrollo de nuestro país y que está plenamente integrada en nuestra sociedad".

El presidente de la Federación de Asociaciones Ucranianas de España, Mykhaylo Petrunyak, con Mariano Rajoy – el entonces candidato (2006) y ahora actual jefe del gobierno español

Y más, en varias provincias de España hay una docena de calles que llevan el nombre en honor de Ucrania ("Ukrayina"). En 2006, en las afueras de Barcelona se instaló un signo conmemorativo a la catástrofe de Chernóbil. Para el 200 aniversario del Gran Kobzar en Alcalá de Henares, la ciudad natal de Cervantes, Ucrania inauguró el "jardín de los cerezos" con 47 árboles y el monumento a Taras Shevchenko.

El Cónsul General, Oleksandr Khrypunov, y el alcalde de Torrevieja, Eduardo Dolón, en la inauguración de la “calle Ucrania”, 2013

Para el 400 aniversario de la muerte de Miguel de Cervantes, por la iniciativa de la Sociedad Ucraniana de la Universidad de Valencia y con el apoyo de la Asociación de Hispanistas de Ucrania, en la Reserva estatal histórico-cultural de Naguyévychi se inauguró una placa en bajo relieve al autor de la novela sobre Don Quijote (con fondos ucranianos).

El diputado, Bogdan Matkivsky, la directora de la Reserva, Oresta Rezekulova, el ministro de Cultura, Yevguén Nyshchuk y Andriy Yakubuv de España – celebrando inauguración de la placa en bajo relieve en bronce a Cervantes en el césped ucraniano de Literatura Mundial en Naguyévychi, agosto del año 2016

Podría añadir una mayor inspiración para construir la amistad entre Ucrania y español la forma en que por Iván Franko en 1892 se representa España para los ucranianos en la poesía...

Y, por último, es simbólico que el 24 de agosto de 2016 el desfile con motivo de la Independencia en la calle Jreshchátyk lo contemplaron juntos el embajador de España en Ucrania, Gerardo Ángel Bugallo Ottone y el embajador de Ucrania en España, Anatoliy Scherba.

Y estas miradas están dirigidas al futuro de las relaciones. ¿Con los esfuerzos conjuntos?

Andriy Yakubuv, Madrid

AV

Al citar y utilizar cualquier material en Internet, es obligatoria la colocación de un hiperenlace directo, abierto a los buscadores de Internet, al artículo citado, que esté no más abajo del primer parrafo del texto de ukrinform.es. Además, es posible citar los materiales traducidos de los medios de comunicación extranjeros siempre que haya enlace al sitio web ukrinform.es y al sitio web del medio extranjero. Citar y utilizar los materiales en medios de comunicacion fuera de línea, aplicaciones móviles, televisión inteligente, es posible sólo con el consentimiento expreso por escrito de Ukrinform. Las noticias y publicaciones marcadas como "Publicidad" y "PR", así como los artículos de la sección “Comunicados” se publican como anuncios. La responsabilidad de su contenido lcorre a cargo del anunciante.

© 2015-2019 Ukrinform. Todos los derechos reservados.

Diseño de la página — Estudio «Laconica»

búsqueda avanzadaocultar la búsqueda avanzada
por el período:
-